miércoles, 17 de marzo de 2010

Crisis temporal

"Yo quería también comentarles, lo que decía un poco recién el ministro, cómo hemos abordado desde el primer momento esta crisis, cuando se disparó el año que viene, con una serie de medidas contracíclicas..."
"La verdad que dos sorpresas; la primera, que yo no sabía que el titular de esta empresa compartió conmigo en La Plata, porque es platense igual que yo, años en el colegio comercial de La Plata, pero él es más viejito que yo, tiene dos años...así que..."

El primer párrafo corresponde al discurso del 02/12/09 en el acto de adjudicación de créditos para consumo, en Casa Rosada, y el segundo al discurso del 03/12/09 en el acto de inauguración del Shopping de San Justo, pcia. de Buenos Aires.
Estas aseveraciones de nuestra oradora en jefe, efectuadas con apenas 24 horas de diferencia, son capaces de poner en aprietos a la mismísima Teoría de la Relatividad de Einstein. Eso sí, no podemos negar su capacidad de anticipación, si la crisis se disparó el año que viene se podrían prevenir hasta los temibles terremotos...el tema que no cierra es que semejante sabiduría provenga de alguien menor a dos años....
Estimado lector, he aquí la bebota del futuro:

3 comentarios:

Pozo+10™ dijo...

Hola muy buen blog!!! Te invito a conocer el mio: http://www.planeta-grandt.com.ar/.
Abrazo!!!

Irma Mariscotti dijo...

Cristina, la tolosita, nos asombra cada día más.
"...hemos abordado ... esta crisis, que se disparó el año que viene..." ¿Lo recitó de memoria? ¿Se le ocurrió en el momento? ¿Estaba pensando en quién sabe qué tontería? ¿Se salteó renglones del discurso? No se comprende. Una señora tan importante, diciendo tantas pavadas. No pega, ni con cola.
Con las medidas contracíclicas, nos ponemos a cantar: -Olas que vienen, olas que van, hola Cristina, ¿cómo te va?.-
Un señor que fue a la secundaria con ella, tiene dos años, el sueño de Walt Disney, detener el tiempo, habrá pasado unos cuantos días en un congelador.
Cada día me parece más graciosa la señora. Me recuerda a la chica tonta que había en mi barrio, porque era tan tonta que no iba a la escuela. Apenas podía leer, y cuando hablaba solamente repetía como una cotorra cositas que escuchaba por ahí. Hilvanadas sin ton ni son, abriendo la boca porque así ejercitaba los maxilares, como Chirolita.

miguelnielsen dijo...

Está muy bien explicado como se abordó la crisis que se produjo el año que viene, que sirve como enseñanza de la que se producirá el año pasado. Spielberg usó este argumento para un par de películas de éxito. Lo que no me queda aún en claro si las medidas fueron contracíclicas o contracronológicas.
En cuanto al segundo discurso, del de San justo, estuvo muy bien hacer en la guardería del shopping, un lugar más íntimo y cálido. ¿Pudieron mantener el orden con tantos bebitos o hubo llantos tupidos?